Anatomía de la letra

El camino de los dedos es el camino
la tinta sube por mis venas, ejercicio material. Descompresión.
Toca esta línea hasta sentir la punta del dedo en tu espalda.
La oreja en la tierra. la nariz en el muro.
Gata-ando hasta encontrar la textura del músculo,
el salto felino hacía la presa.

Poema me tientas, me tocas, aprietas.
Llevo horas viendo pasar letras que no escribo por el lienzo plegado de mi mente.
Llevo noches que aúllan entre silencios.
Grito desde mi escondite.

No
ya no

Me arrastro como un animal hambriento

va, va, va vamos por los muros derribados,
el papel arrugado, la palma de mi mano.
La huella
digital es la escalera
la brocha y el suspiro

deslizándose cuando caiga ese instante…


ella recorre una línea desde mi garganta
hasta la punta de los dedos.
Cuerda afinada haciendo surgir algunas voces,
en mi cuerpo de ecos y madera.






4 comments:

Bel said...

No tiene nada que ver con tu poema y sí tiene mucho, esa búsqueda de la palabra a los dedos y ese algo animal, pero lo que más tiene que ver es que quien tú ya sabes dice que el azar no existe. Y hoy, creía que por azar, he abierto un viejo libro de un poemas, de un tal Sebastián Salazar Bondy, que ha resultado ser peruano y ¿al azar? he leído:

"Soy puntual en las citas,
conozco los horarios de mi edad,
hay sello y lo demás en mis licencias,
pero no sé cómo hacer
para que la poesía se levante
de su silla de anciana
y me maltrate con su látigo,
con la dulce culata de su sangre,
con su tijera labial,
hasta matarme
por puntual, por lógico, por araña."
Un beso enorme, Ani, y enhorabuena otra vez.

Ani Bustamante said...

Genial Bel!!! el maravilloso caos mostrándonos su juego. No conocía poesía de Salazar Bondy, lo reconozco más como filósofo... así que agradezco que me cuentes cosas de mi tierra que yo no conocía :)
Sigo esperando, también, que me cuentes limeña, de esa relación con Chabuca Granda... ahora que aún perfuma el recuerdo... con estos aromas de mixtura que parecen rodear mi vida.

En tema de: la palabra a los dedos, me lleva a nuevas zonas, intento garabatear algo.
Gracias por pasear por este puente, este rio y esta alameda...
(parece que tu comentario me ha despertado algunas saudades)
Un beso grandeeeee

josé luís borges de almeida said...

obrigado por este belíssimo poema (sobre um tema recorrente em mim). gostava apenas de lhe oferecer um poema sobre as letras e as palavras. é de um dos maiores poetas portugueses de agora, antónio ramos rosa, e é assim:


«A palavra


A palavra é uma estátua submersa, um leopardo
que estremece em escuros bosques, uma anémona
sobre uma cabeleira. Por vezes é uma estrela
que projecta a sua sombra sobre um torso.
Ei-la sem destino no clamor da noite,
cega e nua, mas vibrante de desejo
como uma magnólia molhada. Rápida é a boca
que apenas aflora os raios de uma outra luz.
Toco-lhe os subtis tornozelos, os cabelos ardentes
e vejo uma água límpida numa concha marinha.
É sempre um corpo amante e fugidio
que canta num mar musical o sangue das vogais.»

Ani Bustamante said...

Gracias José Luis, parece que nuestros caminos se cruzan en "una palabra", o en un lugar "heterónimo" :-)
No conocia al poeta que me muestras, inicio, entonces, la aventura de descubrirlo.
Un placer compartir esto contigo,
Beso,
A.